La Semana Cumbre del Acabose

La Semana Cumbre del Acabose

Llegamos al llegadero. Comenzó la semana Cumbre del Acabose; esta sí es.

Acostarse con la migraña de las atrocidades del día y levantarse con el sueño pesado, pensando en las atrocidades de la noche anterior se han vuelto parte de la nueva normalidad cotidiana. Más muertos que se añaden a la lista de consecuencias de la pataleta más larga de la historia de todos los niños malcriados que no quieren ceder el paso a otros más competentes.

El PTSD después del Acabose es y será grande. Espero que los psicólogos sepan afrontarlo. Read more

Anuncios
Notas de 102 Días de Acabose

Notas de 102 Días de Acabose

Han pasado más de 100 días desde que comenzó el Acabose. Puedo decir con total confianza que, sin importar en qué grado nos ha puesto las garras encima, nuestras vidas han cambiado mucho. Cuando menos, la óptica de las cosas es totalmente diferente a lo que era hace 103 días. Read more

¿Se Puede Trabajar en Tiempos de Acabose?

¿Se Puede Trabajar en Tiempos de Acabose?

Es difícil contestar a esta pregunta sin caer en polémica.

Hay quienes dicen que el tiempo no espera por nadie y, el tiempo es dinero, por tanto el dinero no espera porque se disipe el humo de las lacrimógenas o las metras resulten ser marca ACME y no hagan daño.

En el otro extremo, están los que piensan que uno debe DETENER TODO!! CONVERTIR EL ACABOSE EN EL CENTRO DE TU VIDA!!  y el que no puede (o quiere) hacerlo es un INFILTRADO TRAIDOR!! Read more

La Rutina Diaria Informativa en Tiempos de Acabose

La Rutina Diaria Informativa en Tiempos de Acabose

Hace años, cuando había pan en las panaderías, escribí sobre mi rutina mañanera para un prompt de Medium. Mucha agua ha corrido bajo el puente desde entonces, casi nivel Carmen de Uria, y decir que las cosas han cambiado bastante desde entonces se queda corto.

Han ocurrido unos cuantos cambios positivos, que definitivamente aprecio y pretendo retener con las uñas. Sin embargo, hoy no hablaré de ellos. Desde hace mes y medio, mi rutina ha sufrido otro vuelco que, en teoría parece que no modifica mucho lo que ya llevaba.

Sin embargo, las acciones que llevo a cabo y mi aproximación mental-emocional a ellas sí que son distintas a lo de antes.

Yep, sigo hablando del acabose. Y esta es mi rutina informativa para enfrentarlo mal que bien.

Read more

Joe le taxi

Joe le taxi

night cold
Photo credit: “An Empty Bus Stop, on Flickr”

Era miércoles. Yo estaba “entre trabajos”, haciendo mis pinitos en atención al cliente. Las circunstancias que me llevaron allí las explicaré en otro momento. Lo cierto es que trabajaba cuatro días a la semana, y salía tardísimo tardísimo.

No fue una buena época. Read more

Mendigando por un televisor

Mendigando por un televisor

wild-865296_640

Desde finales de 2013, la expresión “Dakazo” forma parte del cuestionable legado verbal propio de este período-fuckery histórico denominado la Quinta República. Se define como una situación generada por gente haciendo largas colas por horas, con el fin de “invertir” sus utilidades en lo último en electrodomésticos. Pocas personas lo hacen porque realmente lo necesitan; como en toda ocurrencia propia del sistema, siempre salen los vivos que aprovechan y compran para revender al triple, jodiendo al incauto que no puede perder tiempo a la intemperie. Read more

Inseguridad tempurizada

Inseguridad tempurizada

photo credit: " Saddest thing EVER by Jason, on Flickr "
photo credit: ” Saddest thing EVER by Jason, on Flickr “

La semana pasada, tuve la grata oportunidad de reencontrarme con una de mis grandes amigas de la infancia, quien está de visita por nuestro terruño por motivos familiares. Nosotras y otro de nuestros grandes amigos decidimos encontrarnos para cenar en un sitio relativamente cerca de su casa, para ponernos al día con los cuentos y recitar las lamentaciones de lo mucho que ha cambiado Venezuela en el corto tiempo que ella lleva fuera.

Comimos sushi. Nos fascinó. Comí un aperitivo de salmón A+, como el nombre de este blog. La última vez que había comido salmón fue en Londres hace ocho meses. Mis amigos compararon anécdotas de la ciudad donde está ella (él también vivió allí por un tiempo) y yo compartí mis cuentos de Londres. Fue un encuentro genial y nos quedamos hasta que casi no quedaba nadie.

Read more

Caracas de Cumple…

Caracas de Cumple…

5659365068_76c0e37b0f_z

…pero no puedo decirte Feliz cumpleaños.

No eres feliz y lo sabes, con toda la mugre (en basura, en desorden y en ”personas”) que, en un exceso de generosidad, has dejado entrar y te destruye cada día.

Eres demasiado noble para tu propio bien y lo estás pagando.

Los que hacemos lo que podemos para una convivencia medianamente aceptable luchamos por sobrevivir ante un avispero de decadencia que desanima. Vamos, que no todos somos las matas del “Can Do” y la “actitud*” que tanto se repiten a si mismos a diario, como “una mentira que se repite mil veces se convierte en verdad”.

Los que salimos a desgastarnos entre colas, retrasos, burocracia y cliques estudiantiles, laborales y sociales, para cobrar un sueldo que cada vez es más pequeñito ante costos cada vez más grandes, nos estamos quedando sin energía para curarte. Ojo, todo esto sin saber si llegamos bien a casa al final de la jornada.

Tú y yo merecemos algo mejor.

¿Qué hacemos? ¿Nos separamos? ¿Vamos a terapia? Yo no puedo dar lo mejor de mí para mejorarte y tú no das para más, y siento que algún día vas a reventar con la rabieta más grande por tanto maltrato. (estás en tu derecho, by the way)

Esto es lo único que puedo darte para tu cumple años: Arréchate, Caracas. It’s time.

Este post fue publicado originalmente en mi tumblr, el año pasado. Nada ha cambiado desde entonces.

¿Autobuses o calabazas?

¿Autobuses o calabazas?

autobús
photo credit: ” Untitled by Liliana Amundaraín, on Flickr “

Empecé un nuevo trabajo hace poco, para el cual tengo (afortunadamente) varias formas de llegarle: via metro, o al menos tres rutas de camionetas (una de ellas combinadas con el metro), o carro (algún día….). Por motivos prácticos, tomo un autobús que me deja justo frente del edificio, lo que me regala minutos preciosos de descanso mañanero y de disfrute de la brisa-smog cuando tengo suerte de conseguir un asiento de ventana.

Read more